fbpx

shutterstock_73491742-300x199 Hay quien afirma que 1 caloría=1 caloría, sin importar de qué alimento provenga y que el sobrepeso se da por el desbalance entre las calorías que consumimos y lo que quemamos. Sin embargo los investigadores recientemente han dado a conocer la noticia de que las calorías no son todas iguales y que los alimentos que son iguales en calorías ISOCALÓRICOS no son ISOMETABÓLICOS, es decir no le provocan el mismo efecto al organismo, en palabras más sencillas no es lo mismo consumir 300 calorías que provengan de un postre, a 300 calorías que se obtengan de frutas y cereales integrales. Aunque dos alimentos tuvieran el mismo contenido energético los azúcares refinados pasan directamente a la sangre haciendo trabajar intensamente al páncreas para que secrete insulina, que es la hormona encargada de ayudar a procesar la glucosa y mientras ésta exista en la sangre, el cuerpo no es capáz de quemar grasa, al contrario, el azúcar ingerido se va a almacenar en forma de grasa en el hígado o músculos.

Cuando éste proceso se repite continuamente va ocasionando resistencia a la insulina, el cual es un trastorno del cuerpo que a la larga va a provocar diabetes tipo 2.

En cambio, los azúcares que provienen de las frutas y cereales integrales se absorben más lentamente debido al alto contenido de fibra por lo que los niveles de glucosa en sangre se mantienen más estables y no se exige al páncreas y al hígado un trabajo extenuante. Conocer esta información te permite elegir de forma más inteligente los alimentos que comes, y con ello puedes evitar el sobrepeso y prevenir enfermedades.

Recuerda que no es suficiente que vayas al gimnasio a quemar las calorías que consumiste en exceso en alguna comida, sino que debes buscar diariamente las mejores fuentes de alimentos, aquellas que te nutran, que te den energía y que no le ocasionen daños a tu cuerpo en el futuro.

Tu compañera de éxitos,

.

Pin It on Pinterest

Share This

Descarga gratis la Guía - "Delgada y En Forma Después de los 40”